AFP

Por décadas, el lago nicaragüense de Xolotlán recibió los desechos de Managua. Pero en los últimos años un proyecto de saneamiento de aguas ha reducido la contaminación beneficiado a unas 100.000 personas que viven cerca de sus costas.