AFP

Miles de personas se reunieron el fin de semana en el oeste de Francia para batir el récord mundial a la mayor reunión de pitufos. Alrededor de 3.500 personas desafiaron al nuevo coronavirus para disfrazarse de las criaturas azules.