El papa Francisco anunció el lunes que Juan Pablo II y Juan XXIII serán canonizados el próximo 27 de abril. Una manera de contentar a católicos conservadores y liberales.