MIDDLETOWN Internacionales -  5 de agosto 2015 - 15:01hs

Bomberos logran algunos avances ante incendio forestal

Miles de bomberos que combaten el voraz incendio forestal en el norte de California recibieron ayuda de la naturaleza durante la noche, luego de que se registraran temperaturas más bajas y altos índices de humedad.

Sin embargo, aún no se ha logrado contener ni a la cuarta parte del incendio.

Autoridades del cuerpo de bomberos informaron que las cuadrillas lograron algunos avances el martes con la ayuda de una ligera llovizna. El incendio ha arrasado 275 kilómetros cuadrados (106 millas cuadradas) y no se anticipa que se controle en su totalidad sino hasta al lunes, cuando antes. Los bomberos esperan recibir el miércoles un poco de ayuda del clima.

"Estará un poco más caliente y un poco más seco, y los vientos soplarán un poco más, pero no mucho", dijo el portavoz del Departamento Forestal de California, Mike Yeun. "Solo nos queda esperar que suceda lo mejor".

Más de 3.000 bomberos luchan actualmente contra el incendio.

"Los muchachos en la línea de fuego han hecho un trabajo increíble. Intentaremos contenerlo con la esperanza de que no se reavive", dijo Yeun.

El incendio arde a 170 kilómetros (110 millas) al norte de San Francisco, a lo largo de un terreno montañoso en los condados de Lake, Yolo y Colusa.

Aún se investiga la causa del incendio. Desde que comenzó el pasado miércoles, se ha evacuado a más de 13.000 personas de sus hogares, cabañas vacacionales y campamentos.

El martes, los equipos de bomberos lograron levantar una barrera entre las llamas y algunos de los casi 6.900 hogares que amenaza. Pese al crecimiento del incendio, no se consumieron más casas, fuera de las más de 20 que han quedado destruidas.

El incendio es, por mucho, el más grande de los 11 que arden actualmente en el norte de California.

La Agencia Nacional contra incendios en Boise, Idaho, tiene a este incendio forestal como la principal prioridad en el país para las cuadrillas y equipos de bomberos, dijo el portavoz de la dependencia, Mike Ferris, quien lo definió como "un enorme monstruo".

Los equipos de bomberos han realizado quemas controladas, incendiando matorrales para evitar que el fuego principal obtenga combustible y proteger así casas rurales en la zona de pastizales y colinas.

El presidente Barack Obama fue informado sobre la situación del incendio y ha solicitado a sus colaboradores que se mantengan en contacto estrecho con el gobernador de California, Jerry Brown, y otras autoridades locales, señaló la Casa Blanca.

FUENTE: AP