EEUU Internacionales -  3 de diciembre 2015 - 21:39hs

EEUU: Senado rechaza ampliar revisión a compradores de armas

Un Senado polarizado votó el jueves en contra de ampliar las revisiones de antecedentes de las personas que adquieren armas, rechazando la propuesta apenas un día después de que la balacera masiva más reciente en Estados Unidos dejó 14 muertos en California.

La votación del jueves, la cual se resolvió 50-48 básicamente en bloques partidistas, deja ver claramente que el estancamiento político en torno al asunto sigue siendo formidable en Washington, incluso después de una serie de balaceras en Estados Unidos que recibieron amplia cobertura mediática y de los atentados terroristas del mes pasado en París. Fue una más de varias iniciativas en este sentido que la cámara alta ha bloqueado.

La medida de verificación de antecedentes, elaborada en conjunto por el senador demócrata Joe Manchin, de West Virginia, y su colega republicano Patrick Toomey, de Pennsylvania, fue la misma propuesta que el Senado rechazó a principios de 2013, apenas meses después de que 20 niños y seis maestras fueran asesinados a balazos en una escuela primaria de Newtown, Connecticut.

En esa votación a viva hace dos años en un Senado controlado por los demócratas, el esfuerzo se quedó a cinco sufragios de los 60 necesarios para superar las estrategias opositoras para repelerlo. La NRA, la organización estadounidense que defiende los derechos a portar armas, se opuso firmemente a ese plan.

El jueves, la NRA envió un correo electrónico a sus miembros en el que los exhortó a contactar a los senadores y "decirles que voten contra cualquier enmienda de control de armas".

En momentos en que se acercan las elecciones presidenciales y legislativas del próximo año, los demócratas tienen esperanza de que aumente el apoyo al incremento en los controles, azuzado por una serie de masacres desde 2013.

Otro suceso que ha impulsado la preocupación del público fue el de los atentados del mes pasado en París, en los que murieron 130 personas y han generado temores de que exista una amenaza creciente promovida por el grupo extremista Estado Islámico.

La propuesta Manchin-Toomey requeriría revisiones de antecedentes para todas las compras de armas en línea y en ferias donde se vende armamento. En la actualidad, dichas verificaciones sólo son requeridas en las transacciones efectuadas en tiendas de armas con licencia.

La votación del jueves fue simbólica porque la propuesta se ofreció como una enmienda a un proyecto de ley que elimina la reforma de salud del presidente Barack Obama, que él vetará. De todas formas, su importancia política fue inequívoca.

Se llevó a cabo un día después de que 14 personas murieran y 21 más resultaran heridas en una balacera en San Bernardino, California.

Horas antes el jueves, el Senado, en una votación que se llevó a cabo en gran medida por bloques partidistas, rechazó una propuesta que dificultaría comprar armas a gente que el gobierno sospeche es terrorista.

Por 54-45, los senadores rechazaron una propuesta de su colega Dianne Feinstein, demócrata de California, que le permitiría al gobierno prohibir la venta a personas sospechosas de ser terroristas.

Minutos antes, la cámara alta bloqueó un plan presentado por el senador John Cornyn, republicano por Texas, con la que el gobierno podría demorar la venta de armas de fuego a presuntos terroristas hasta por 72 horas. De acuerdo con la propuesta, la transacción podría ser detenida permanentemente durante ese período de espera si las autoridades federales logran convencer a un juez de hacerlo.

Los senadores votaron 55-44 en favor de la propuesta de Cornyn, pero requería 60 votos para ser aprobada.

En esta nota: