AFP

Los gobiernos sudamericanos emitieron el miércoles reacciones diversas, desde mensajes de respeto hasta congelamiento de relaciones, tras darse a conocer el fallo que removiera a Dilma Rousseff de la presidencia de Brasil.