AFP

La Unión Europea aprobó el domingo un histórico acuerdo de divorcio con Reino Unido, calificado por ambas partes como "el único posible", en un proceso inédito que, para llegar a buen puerto, necesita aún una difícil ratificación por el parlamento británico.