AFP

La tradicional marcha del orgullo LGBT de Sao Paulo exigió el domingo "respeto" a la diversidad, con un fuerte talante político en un año en que Brasil estrena el gobierno conservador del presidente Jair Bolsonaro.