AFP

La policía francesa desalojó el martes a varios centenares de migrantes instalados en un campamento improvisado en el norte de París en respuesta a una promesa del gobierno de desmantelar estos sitios insalubres.