AFP

Manifestaciones, incidentes, enfrentamientos y hasta asaltos a tiendas se registraron en toda Italia, donde los restauradores temen desaparecer con las nuevas restricciones decretadas por el gobierno para detener el segundo brote de coronavirus.