Caracas Internacionales -  20 de octubre 2021 - 16:57hs

Capriles: Suspender diálogo venezolano por extradición de Saab es una excusa

Capriles, además, criticó que el Gobierno venezolano atribuyera el cargo de diplomático a Álex Saab y negó que el empresario cuente con este título.

El opositor venezolano Henrique Capriles vio este miércoles como una "excusa" que el Gobierno de Nicolás Maduro decidiera suspender el diálogo por la extradición de Álex Saab -presunto testaferro del mandatario- a Estados Unidos, donde será juzgado por lavado de dinero.

"Pareciera que esto es la excusa, por lo visto, para no querer avanzar -en una solución a la crisis del país-. Todos los aliados de Maduro han dicho que están de acuerdo con un proceso de negociación, toda la comunidad internacional", dijo Henrique Capriles en una rueda de prensa.

Indicó que hay una lista con todos los problemas que tiene el país y que requieren un acuerdo.

"Entonces, ¿se paraliza la posibilidad de avanzar por una persona? ¿Por qué?", se preguntó el opositor tras insistir en que el país "necesita un proceso de negociación".

Capriles, además, criticó que el Gobierno venezolano atribuyera el cargo de diplomático a Álex Saab y negó que el empresario cuente con este título, que el Ejecutivo le otorgó cuando ya estaba preso, con el fin de conseguir la inmunidad y, por consiguiente, su inmediata liberación y fin del proceso judicial en su contra.

"Ese no es diplomático, un sebillo (nada), entonces inventaron, ahora que es diplomático y pasaporte diplomático", sostuvo tras remarcar que Saab está detrás de uno de los mayores "antros" de corrupción de los últimos años y que abarca el área de la importación de alimentos.

"Uno de los mayores antros de corrupción en los últimos años ha sido precisamente el tema de la alimentación, eso es una caja negra, oscura completamente", añadió al preguntar: "¿Alguien sabe cuánto ha pagado la república en la defensa de este señor? ¿Qué sabrá este señor?".

El opositor indicó que espera que haya justicia, que no "venganza", en este caso, e insistió en que "no es un diplomático (...) ni nacido en el país (Venezuela)" y que nadie conoce su carrera de representante en el exterior.

Álex Saab es un empresario colombiano que comenzó a conocerse luego de que la exfiscal de Venezuela Luisa Ortega Díaz lo señalara en 2017 de ser testaferro de Maduro.

El empresario colombiano es investigado por Estados Unidos y está acusado de siete cargos de lavado de dinero y uno más de conspiración para blanquear y, además, desde mayo de 2019, está sancionado por la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro del país norteamericano.

El 12 de junio de 2020 fue arrestado en Cabo Verde por solicitud, a través de Interpol, de Estados Unidos y el sábado pasado fue extraditado a ese país.

FUENTE: EFE

En esta nota: