En esta ocasión, el reto extremo le correspondió a TinoMatik, quien al inicio estaba un poco reacio, pero al final lo logró y quiso repetirlo.