EFE

La cantante Rihanna cumplió con su papel de gran estrella en la sexta jornada del Rock in Río y ofreció a los miles de cariocas que asistieron a su concierto un espectáculo lleno de energía, pero en el que también hubo espacio para algunos momentos de intimidad.