BRASIL Música -  6 de octubre 2019 - 09:55hs

La reina brasileña del pop finalmente debutó ante su público en Rock in Río

La cantante Anitta, la reina brasileña del pop y una de las artistas con mayores ventas en el gigante suramericano, finalmente debutó este sábado ante su público en el Rock in Río, cuya nueva edición concluye el domingo en Río de Janeiro.

La artista de 26 años y que ya cuenta con una consolidada carrera internacional se había presentado en una de las ediciones del Rock in Río en Lisboa pero hasta ahora no había sido invitada para ofrecer un concierto en Río de Janeiro, su ciudad natal y en la que nació el festival en 1985.

Pese a las insistentes presiones de sus admiradores para que la sensual cantante fuera incluida en el evento en Río, los organizadores siempre habían alegado que su estilo musical no combinaba con el de un festival de rock.

Pero la insistencia fue tanta, respaldada por encuestas y campañas en internet, que el presidente del Rock in Río, Roberto Medina, decidió darle la oportunidad de abrir los conciertos este sábado en el palco principal del festival y como telonera de grandes atracciones del pop mundial como Pink, Black Eyed Peas y H.E.R.

"Tengo que agradecerles a ustedes porque fueron ustedes los que me colocaron aquí", afirmó la cantante brasileña poco después de comenzar su concierto y tras admitir que la organización no la hubiera invitado por iniciativa propia.

Pese a ser considerada atracción secundaria, la brasileña terminó atrayendo más público que los otros artistas y garantizó que las entradas para el concierto de este sábado agotaran rápidamente.

La artista, que comenzó su carrera como cantante de funk carioca, un género nacido en las favelas de Río de Janeiro y que era considerado marginal, cuenta actualmente con un estilo propio en el que fusiona el pop, el funk y algunos otros ritmos brasileños y de la música urbana.

Anitta no defraudó a los organizadores del Rock in Río y ofreció este sábado un concierto lleno de actos escenográficos, llamativas coreografías de su conjunto de bailarinas y un gran toque de sensualidad.

La artista inició el concierto con varios de sus principales éxitos cuando aún era cantante de funk, como "Rap da felicidade" y "Show das poderosas", pero después fue incluyendo algunas de las canciones que ha lanzado en otros idiomas en su intento por conquistar también el público latinoamericano y estadounidense.

La cantante brasileña ha colaborado con varios artistas de talla mundial como Rita Ora, Iggy Azalea, Diplo, J Balvin y Maluma.

Su carrera, sin embargo, ganó un salto internacional aún mayor este año luego de que la estadounidense Madonna incluyera una canción grabada en asociación por ambas en su último disco.

En Kisses, su cuarto disco de estudio y lanzado el año pasado, incluyó canciones grabadas en portugués, español e inglés, algunas en asociación, como "Banana", grabada junto a Becky G y cuyo vídeo consiguió 15 millones de visualizaciones en Youtube en sólo una semana.

El vídeo de Bola Rebola, otro de sus éxitos en su etapa como cantante pop y también del disco Kisses, consiguió 67 millones de visualizaciones en Youtube en sólo un mes.

Downtown y Machika, ambas colaboraciones con el colombiano J Balvin, son dos se sus temas más conocidos y que la ubicaron en la cima de los cantantes de música urbana en América Latina.

Rock in Rio, considerado como el mayor evento de música y entretenimiento del mundo, ha ofrecido, en 34 años de vida y 20 ediciones en Río, Lisboa, Madrid y Las Vegas, 119 días de conciertos y 2.338 atracciones musicales, vistas por unos 10,2 millones de espectadores.

La actual edición comenzó el pasado final de semana con tres jornadas en que se presentaron grupos o cantantes como Bon Jovi, Drake, Weezer y Goo Goo Dolls, y culmina este domingo, tras otras cuatro jornadas, con los conciertos de la banda estadounidense Imagine Dragons y del trío inglés Muse. EFE

cm/laa

FUENTE: EFE

En esta nota: