Enrique Lau Cortés, director de la CSS

Linda Batista

Este martes el director de la Caja de Seguro Social (CSS), Enrique Lau Cortés, advirtió en la presentación del informe de la situación actual de la entidad, que si no se actúa con prontitud, para el 2023 podrían agotarse las reservas de la Caja.

Publicidad

Lau Cortés detalló que en el 2018 para los fondos de pensiones se usaron B/.48 millones de la reserva de la CSS, en el 2019, unos B/. 200 millones y actualmente los activos total de la entidad son B/.12,500 millones, por lo que se estima que para el 2023 se agoten, si no son bien administrados.

DEFICIENCIAS DEL SISTEMA

De acuerdo con el director, en la entidad hay una excesiva burocracia, ausencia de supervisión gerencial, y retraso en el pago de las prestaciones económicas a los jubilados y a los trabajadores.

Hay 38 mil expedientes de personas morosas que se están manejando manualmente, según Lau Cortés y el 85% de las operaciones de la CSS no corren vía web, sino a través de un servidor que no funciona.

Explicó que en el 2000 había 5.1 cotizantes activos por cada pensionado, en el 2019 hubo 2.3 por cada pensionado, pero para que los sistemas saludables sea próspero deben tener cinco o más activo por cada pensionado.

“Nuestro presupuesto es enorme, representa el 27% del presupuesto nacional y un gran porcentaje va al Programa de Invalidez, Vejez y Muerte, que a septiembre de 2019 el beneficio definido fue de B/.3 mil 300 millones y el mixto de B/.2 mil 425 millones, que se manejan por separado", indicó.

DEUDAS

Una auditoría en el Complejo Hospitalario detectó insumos y medicamentos vencidos por $8 millones, además, cerca del 60% de todas las empresas del país están en mora con la Caja.

"Se pagó B/.110 millones en externalización, para hacer un trabajo que muchas veces podíamos hacer nosotros”, destacó.

De acuerdo con Lau Cortés los activos improductivos suman B/.457 millones.

Mencionó que durante los últimos 11 años la CSS ha invertido B/.166 millones en programas, plataformas y elementos tecnológicos que no tienen continuidad en el uso de las mismas. “Se compró y no se siguió usando como: el programa de ingreso, los quioscos y muchos otros más que están echándose a perder”, acotó.

MORA QUIRÚRGICA:

  • Hay 19,500 pacientes a la espera de cirugías
  • Más de 4 mil por cirugías de cataratas
  • 52% de los pacientes en espera de cirugía son del área metropolitana
  • 43% de los pacientes que van a los cuartos de urgencia, no son de urgencia

Dijo que abrirán centros para operar cataratas en Bethania, la 24 de Diciembre, Aguadulce y Chiriquí para estar al corriente por al menos un año.

Publicidad