AFP

Los científicos lo bautizaron "La Cosa": un misterioso fósil del tamaño de una pelota de baloncesto aplastada hallado en la Antártida y que permaneció en un museo chileno a la espera de que alguien descubriera de qué se trataba exactamente.