PANAMÁ Creciendo con Mamá - 

Malestares durante los tres primeros meses de embarazo

Si bien es cierto que todas las mujeres reaccionan diferente durante el periodo de gestación, hoy les hablaré de esos malestares que podrían presentarse durante los tres primeros meses de embarazo y algunas recomendaciones para poder tolerarlos.

Como saben, aun sigo en mi lucha por quedar embarazada, sin embargo; siempre estoy conversando con mujeres embarazadas para conocer sus experiencias y con especialistas en la materia, para poder brindarles apoyo a través de este blog. Comencemos:

- Estreñimiento: Se da debido a los cambios que se producen en el organismo y en especial eb el sistema digestivo. La recomendación sería tomar un vaso de agua tibia en la mañana; comer frutas y vegetales por su alto contenido en fibras, como por ejemplo: piña,cerezas, almendras, papaya, duraznos, peras, yuca, tomates, apio, etc.

- Náuseas y salivación: Producidas por cambios en el metabolismo. Se recomienda comer pan tostado o galletas de soda en la mañana, levantarse muy despacio, tomar sorbitos de alguna gaseosa y comer cada tres horas pequeñas cantidades.

- Acidez y ardor en el estómago: Debido al ascenso de los jugos gástricos hacia el estómago como consecuencia del crecimiento del útero. En este caso la sugerencia sería masticar hielo y por ningún motivo ingerir bicarbonato (Alka Seltzer), ya que alivia momentáneamente y luego la acidez vuelve con más intensidad.

- Cansancio y fatiga: Esto se manifiesta debido al esfuerzo extra que está realizando el organismo durante el embarazo. Para mejorar se recomienda dormir ocho horas diarias y hacer una siesta corta; y por supuesto, toma en cuenta que no debes realizar trabajos pesados que produzcan fatiga.

- Micciones frecuentes: Ganas de orinar constantes, esto es provocado por la presión del útero sobre la vejiga y por cambios hormonales; en este sentido, lo mejor es no aguantar las ganas de orinar.

- Secreciones vaginales abundantes: Se debe al aumento en la actividad glandular. En este aspecto, debes cumplir con una extrema higiene en tu zona íntima, evitar el uso de duchas vaginales, a menos que tu médico lo haya recomendado.

Además de todas estas molestias, la mujer embarazada podría presentar mayor pigmentación en los pezones y aumento de los senos, así como también exceso de sueño. Queridas amigas, esto es lo normal, si se presentan de forma que consideres exagerada, entonces deberás acudir a un especialista.

Me despido por hoy, no se pueden perder el tema de la próxima semana que está muy interesante. ¡Un abrazo!.

En esta nota: