EEUU Famosos - 

Rob Kardashian quiere ser un padre divertido para su hijo

Pese a que su padre, el reputado abogado Robert Kardashian, murió de cáncer cuando Rob tenía tan solo 15 años, su ejemplo y legado siguen ejerciendo una gran influencia en la vida cotidiana del joven, hasta el punto de que ahora está dispuesto a reeditar con el hijo que espera junto a su prometida, Blac Chyna, el vínculo tan estrecho que mantenía con su malogrado progenitor.

"Seguro que él está feliz observándonos desde arriba. El lazo que nos unía era muy sólido. Solo tenía 15 años cuando nos dejó. Por esa razón me encantaría poder estar ahí para mi hijo durante muchos años, siendo igual de socarrón y divertido que mi padre", señaló en una entrevista a People.

Después de superar aquellos problemas de depresión ligados al sobrepeso que padece, el diseñador de calcetines espera poder dar un portazo a los fantasmas de su pasado en esta nueva etapa junto a Blac Chyna y su primogénito, que nacerá a finales de este año."Estoy muy emocionado por el viaje que vamos a emprender el bebé, Chyna y yo. Quiero tener una vida llena de felicidad con ellos", añadió en la misma conversación.

El menor de los Kardashian, a quien sus malos hábitos alimenticios le condujeron a contraer diabetes tipo 2, enfermedad de la que se desprenden los graves problemas de salud que ha venido sufriendo en los últimos tiempos, solo encuentra palabras de agradecimiento para describir el efecto tan positivo que ha tenido en él su relación sentimental con Blac Chyna.

"Me diagnosticaron diabetes tipo 2 pero dejé de tomar la insulina. No me gustaban la rutina que tenía que adoptar. Terminé sin poder parar de vomitar. No podía ni tragar porque tenía la boca seca. Sentía que iba a morir. Solo cuando salí del hospital fui consciente de que tenía que hacer cambios en mi vida. Chyna y yo tuvimos una charla muy seria y me dijo que ella cocinaría para mí y mis problemas de diabetes desaparecerían", reveló la misma publicación.

FUENTE: Showbiz