Los jefes de Estado y delegados de los Gobiernos de Centroamérica culminaron una reunión en El Salvador, en la que se comprometieron a concentrar su trabajo en el próximo semestre en el cambio climático, la seguridad regional, la integración económica y el fortalecimiento institucional.