Brasilia Internacionales -  26 de septiembre 2013 - 16:41hs

Primeros médicos extranjeros asumen sus puestos en Brasil

BRASILIA, (AFP). Los primeros médicos extranjeros "importados" por Brasil comenzaron a trabajar este lunes, en el marco del polémico programa Más Médicos que busca llevar atención básica de salud a la población más carenciada.

El primer grupo de extranjeros autorizado a trabajar en Brasil está integrado por 270 médicos. Quienes recibieron autorización de los consejos regionales de medicina debían incorporarse al trabajo este lunes, informó una portavoz del ministerio de Salud a la AFP.

El programa también incluye a médicos brasileños con títulos obtenidos fuera del país.

El inicio de las labores se atrasó una semana debido a recursos judiciales interpuestos por médicos y consejos de medicina brasileños, que se oponen a que extranjeros trabajen en Brasil sin revalidar sus títulos.

El programa "Más Médicos" pretende llenar 15.000 vacantes de doctores en zonas remotas y pobres del país que los médicos brasileños no han querido ocupar. Los médicos llegan con contrato de tres años, y del total, 4.000 serán cubanos. También hay argentinos, venezolanos, españoles, portugueses y uruguayos inscriptos.

Séptima economía del planeta, Brasil tiene una tasa de 1,8 médicos por cada 1.000 habitantes, menos que Argentina (3,2) o Gran Bretaña (2,7). Según el gobierno, faltan en el país 54.000 médicos.

Algunos de los profesionales extranjeros fueron recibidos en el aeropuerto a los gritos de "esclavos" e "incompetentes" por colegas brasileños semanas atrás.

El programa, lanzado por la presidenta Dilma Rousseff tras las protestas callejeras de junio por mejores servicios públicos y contra la corrupción, cuenta con el apoyo de 74% de la población y ayudó a remontar la popularidad de la mandataria, reveló un reciente sondeo de la encuestadora MDA.

La contratación de los médicos cubanos generó polémica cuando se supo en el país que estos no reciben directamente el salario de 4.000 dólares mensuales que paga el gobierno brasileño a cada médico extranjero, sino que el dinero va al gobierno cubano, que decide cómo paga a sus ciudadanos.

"En Cuba, el Estado nos garantiza la educación, la vivienda, yo no pagué un centavo para formarme, es nuestro sistema, como también nos inculcan la solidaridad de salir a ejercer fuera del país", explicó a la AFP la médica cubana Ania Ricardo, que trabajará en la Amazonía.

Buena parte de los primeros médicos cubanos llegados a Brasil trabajarán en áreas indígenas de la Amazonía.

El gobierno no divulgó números de los médicos extranjeros que efectivamente comenzaron a trabajar este lunes, aunque muchos aún esperaban el documento de los consejos regionales de medicina que los habilita a ejercer.