NUEVA YORK Internacionales - 

EEUU cerca de liberar a Pollard, que espió para Israel

El ex espía Jonathan Pollard está a punto de ser liberado de una prisión federal en North Carolina el viernes, 30 años después de que fuera sorprendido vendiendo secretos de inteligencia estadounidense a Israel. Pero tendrá pocas libertades mientras reconstruye su vida fuera de prisión.

Pollard, de 61 años, recibió cadena perpetua en 1987 en un caso que ha complicado la diplomacia entre ambos países.

Se espera que se establezca en el área de Nueva York mientras pasa al menos los próximos cinco años bajo libertad condicional. Se le prohibirá viajar al extranjero, incluido Israel, sin autorización. Muchos en Israel lo consideran un héroe.

Tanto el Departamento de Justicia como los abogados de Pollard se han negado hasta ahora a hablar sobre sus condiciones para la libertad, pero el rabino Pesach Lerner de Nueva York, quien por mucho tiempo ha sido su partidario, dijo en una entrevista por radio este mes que Pollard tendría que acatar un toque de queda y portar una unidad de localización para rastrear sus actividades.

Se le ha ordenado también no utilizar internet, de acuerdo con Lerner, lo que podría complicar sus posibilidades de mantener un empleo.

"Nos preocupa que quizá estén tratando de tenderle una trampa a fin de decir que violó su libertad condicional y encerrarlo de nuevo", declaró Lerner a Nachum Segal, anfitrión de un programa sobre temas judíos en WFMU de New Jersey. "Le tienen muy ajustadas las riendas".

Las reglas comunes federales para la libertad condicional también limitan los viajes que Pollard puede realizar dentro de Estados Unidos.

Los abogados de Pollard, Eliot Lauer y Jacques Semmelman, dijeron a finales de julio que a su cliente le habían conseguido empleo y un lugar para vivir "en el área de Nueva York", pero no han revelado detalles.

Varios de quienes han sido por mucho tiempo partidarios de Pollard se negaron a opinar sobre su próxima liberación o sus planes para el futuro esta semana, bajo el argumento de que no querían decir nada potencialmente provocador cuando está tan cerca de ser liberado.

"Después de todo este tiempo, queremos que salga sin que tenga dificultades por algún comentario en los medios", afirmó Kenneth Lasson, un profesor de derecho de la Universidad de Baltimore que respaldó la lucha de Pollard para que le fuera reducida su sentencia.

Los detalles sobre cuándo viajaría a Nueva York luego de ser liberado de la prisión federal en Butner, North Carolina, o dónde vivirá y trabajará, siguen manteniéndose en privado.

"Yo he estado trabajando con el señor Pollard por 20 años, y ni siquiera yo sé a dónde va o qué estará haciendo", explicó Farley Weiss, el presidente de la organización Consejo Nacional del Israel Joven.

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, le pidió a Estados Unidos permitir que Pollard regrese de inmediato a Israel tras ser liberado de prisión, de acuerdo con un reporte publicado el jueves en un periódico partidario del gobierno israelí.

Netanyahu ha presionado a Washington para que Pollard viaje a Israel en lugar de completar su libertad condicional de cinco años en Estados Unidos, informó el diario Israel Hayom. Un vocero de Netanyahu no confirmó el reporte.

Pollard, ex analista civil de inteligencia para la Armada, fue arrestado en 1985.

FUENTE: AP