AFP

El papa Francisco pidió el viernes a decenas de miles de fieles en Mozambique que no recurrieran a la "venganza", al final de una visita a un país devastado por una guerra civil de 16 años y que ahora es blanco de ataques yihadistas.