AFP

Cascabeles de serpiente, el cráneo de un ocelote, patas de tapir, cabezas de tucanes... Las autoridades de Bogotá anunciaron el jueves el hallazgo de cientos de partes de animales silvestres que eran vendidas para hacer brujería y cultos paganos.