EEUU: Saudíes reclutaron a empleados de Twitter para espiar

AP

El gobierno de Arabia Saudí reclutó a dos empleados de Twitter para que obtuvieran información de las cuentas personales de sus detractores, afirmaron fiscales estadounidenses el miércoles.

Una denuncia desprecintada en una corte de distrito de San Francisco detalló una labor coordinada de funcionarios del gobierno saudí para reclutar empleados de la red social para que revisaran la información privada de miles de cuentas de Twitter.

Publicidad

Las cuentas incluían la de un periodista popular con más de un millón de seguidores, y las de otros críticos del gobierno.

La denuncia también sostiene que los empleados, cuyos puestos no requerían que tuvieran acceso a la información privada de los usuarios de Twitter, fueron recompensados con un reloj de diseñador y decenas de miles de dólares canalizados a cuentas bancarias secretas. Fueron acusados de actuar como agentes de Arabia Saudí sin haberse registrado ante las autoridades de Estados Unidos.

Publicidad

Ahmad Abouammo, que dejó su puesto como gerente de asociación de medios responsable de la región de Medio Oriente de Twitter en 2015, también fue acusado de haber falsificado documentos y hacer declaraciones falsas cuando fue interrogado por los agentes del FBI. Se prevé que haga su primera comparecencia en el tribunal federal de Seattle en las próximas horas.

Ese mismo año, los investigadores afirmaron que un saudí que trabajaba como asesor de redes sociales para la familia real de la nación reclutó al ingeniero de Twitter Alí Alzabarah, llevándolo a Washington D.C. para que asistiera a una reunión privada con un miembro de la familia que no fue identificado.

“En cuestión de una semana desde que regresó a San Francisco, Alzabarah comenzó a acceder sin autorización a la información privada de usuarios de Twitter de forma masiva”, se lee en la denuncia.

La labor incluyó la información de más de 6.000 usuarios de Twitter, incluidas 33 cuentas sobre las que las autoridades saudíes habían enviado solicitudes de divulgación de emergencia a Twitter, dijeron los investigadores.

Luego de ser confrontado por sus supervisores en Twitter, Alzabarah supuestamente admitió acceder a los datos de los usuarios y dijo que lo hizo por curiosidad.

Publicidad

Publicidad