AFP

Varias personas murieron en el sureste de Brasil a causa de las lluvias torrenciales que provocaron inundaciones y deslizamientos de tierra.