Libia Internacionales -  11 de octubre 2021 - 11:15hs

Nueva protesta de migrantes frente a oficina de ONU en Libia

Los migrantes fueron retenidos en centros de detención abarrotados en los que abundan los casos de tortura, agresión sexual y otros abusos.

Cientos de migrantes protestaron el lunes por 10mo día consecutivo frente a oficinas de Naciones Unidas en Trípoli, la capital de Libia, exigiendo ser sacados de la nación norafricana.

La congregación frente a las instalaciones de la agencia de la ONU para la protección de refugiados inició luego que las autoridades libias lanzaron un operativo masivo contra los migrantes a inicios de este mes en Gargaresh, poblado del oeste del país donde detuvieron a más de 5.000 personas.

Los migrantes fueron retenidos en centros de detención abarrotados en los que abundan los casos de tortura, agresión sexual y otros abusos. Investigadores al servicio de Naciones Unidas dijeron este mes que el abuso y el maltrato hacia los migrantes en Libia equivalen a crímenes contra la humanidad.

El gobierno en Trípoli defendió sus operativos al argumentar que con ellos se pretende tomar medidas respecto a la migración no autorizada y el tráfico de drogas.

Libia cayó en una tormenta política a raíz de la revuelta de 2011 respaldada por la OTAN que derrocó y mató al dictador Moamar Gadafi. Desde entonces, la nación de África del Norte se ha convertido en una ruta popular y extremadamente peligrosa a Europa para quienes huyen de la pobreza y la guerra civil en África y Medio Oriente.

Ante el temor a ser arrestados, cientos de migrantes se han reunido frente al centro comunitario del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Trípoli desde que los operativos iniciaron el 1 de octubre en Gargaresh, un importante centro para migrantes.

Los migrantes mantienen las protestas pese a que ACNUR informó el viernes que ha suspendido sus actividades de manera temporal en el centro luego que dos de sus empleados resultaron lesionados en medio de las tensiones con la multitud.

FUENTE: Associated Press