PANAMÁ La Desalmada -  25 de noviembre 2021 - 09:35hs

LA DESALMADA | Fernanda intenta engañar a Octavio

Fernanda le dice a Octavio, que lo buscaba para demostrarle que el miedo se ha ido, y que cuando estén cerca ya no habrá más miedo, sin timidez, sin fingir.

LD_1
Por LD_1

Isabella estaba abriéndole huecos a los preservativos de Rigoberto. Pero llega él y casi la descubre. Isabella aprovecha para intimar con Rigoberto. Isabella está feliz porque todo está saliendo como quiere. Rigoberto le dice que la ama, que la sueña todo el tiempo y despierto la piensa todo el día. Isabella le gusta eso, pero si está con ella necesita mucho dinero. Octavio quiere aprovechar que no está Rafael para ganarse el cariño de Fernanda.

Fernanda le comenta a César que ha pensado en irse lejos con Rafael y dejarlo todo. Pero se acuerda de Santiago, la familia de César y las personas a las que ha hecho daño. Fernanda se siente extraña, porque siente que Octavio la desviste con la mirada. Fernanda le muestra un arma a César, la tendrá a mano por si le quiere hacer daño. Fernanda quiere aprender a pelear también, César le dice que sí, por si Octavio se quiere propasar.

Carmelo le preocupa que Octavio está muy encaprichado con Fernanda. Octavio piensa que el bebé de Isabella terminará separando a Fernanda y Rafael y la tendrá para él.

Leticia le comenta a Germán si no le entusiasma la idea de ser abuelo, él esperaba que fuera de otra manera. Germán entiende que es una difícil situación tener a Fernanda allí.

Panchita está muy desesperada por la ausencia de María. Leticia le pide que descanse, que la están buscando.

Carmelo le da un dinero a Rigoberto para que vaya comprando ganado para el rancho. Le dice que le pidió un préstamo a Octavio.

Octavio le revela a Leticia que se lanzará a alcalde. Leticia esperaba que con Rafael trabajando en la empacadora, tendría más tiempo para ellos. Espera también que no se distancia de Rafael porque él apoyará a David.

Brenda se entera que su padre está en coma. Rafael lamenta haberla conocido de esa forma, ya que es la hija de Tsubaki. Rafael le pondrá en sintonía de todo lo que ocurre, para si seguir haciendo negocios.

Fernanda le comenta a Juana que Octavio no tiene ninguna adoración con Rafael y le cuenta que se metió en su recámara para espiarla mientras se bañaba. Juana le pide que se vaya antes que no haya remedio.

Fernanda se infiltra en la oficina de Octavio en busca de pruebas y Carmelo la encuentra. Fernanda le dice que no tiene que darle explicaciones. Carmelo le pida que salga. Fernanda se disculpa, le dice que no sabía.

César le recomienda a Fernanda que se vaya de la hacienda, pero ella se quiere quedar hasta las últimas consecuencias. Carmelo la va a buscar y le dice que Octavio quiere hablar con ella.

Rigoberto encuentra a María en el burdel, le pide que se regrese a su casa porque Panchita la está esperando. Le dice que ese no es lugar para ella.

Octavio quería saber qué hacía en su despacho. Fernanda le dice que pensó en él, en enfrentar sus diferencias. Le confiesa que le daba miedo, porque es un hombre imponente. Octavio le gusta escuchar eso y le insiste sobre lo que buscaba, Fernanda responde que lo buscaba a él para demostrarle que el miedo se ha ido, y que cuando estén cerca ya no habrá más miedo, sin timidez, sin fingir.

Octavio recibe el mensaje de Rafael, que le avisa que estará acompañado a Brenda, esperando que Tsubaki se recupere.

Fernanda le asegura a César que Octavio gusta de ella. Pero tiene miedo de que se vuelva a meter en su cuarto.

Rigoberto golpea a Piero porque María le dijo que tuvo lo que quería y se fue. La culpa de que la encontró en un burdel. Pero Piero le dice que él sólo durmió en el piso, que, aunque no es de piedra, él quiere que el momento sea bonito.

Embed

En esta nota: