Panamá Nacionales -  9 de marzo 2018 - 10:38hs

Mujer sobrevive a 21 puñaladas de su expareja, autoridades tras la pista del agresor

Sucedió en Carrasquilla, uno de los sectores más céntricos de la ciudad de Panamá, ubicado en el corregimiento de San Francisco, cuando el sábado 3 marzo apenas empezaba.

Eran las 9:00 a.m., cuando una mujer se disponía a salir de su apartamento, ubicado en los edificios Romeo y Julieta cuando fue sorprendida por el hombre con quien había cortado su relación en el mes de diciembre, tras cuatro años de vivir unidos.

Al verlo, intentó regresar y abrir la puerta de su apartamento para evadirlo, pero fue muy tarde. Con la sangre fría y ante la mirada de vecinos, el hombre comenzó a apuñalarla, hasta dejarla tirada en el suelo...el ataque terminó con 21 puñaladas que perforaron un pulmón, su espalda, costados y por poco su corazón.

"Mi hija quedó como muerta, mi hija está muy grave, la operaron de vida o muerte, le perforó el pulmón, una le llegó a un milímetro del corazón...fue a matarla y anda huyendo", expresó la madre en Telemetro Reporta.

Mientras la mujer sigue internada en el Hospital Santo Tomás, luchando para recuperarse de las graves heridas, su agresor aún no ha sido detenido.

Se trata de un hombre de 55 años de edad, quien horas antes de atacar a su exmujer, la amenazó, le envió fotos a su celular de una mujer apuñalada, advirtiéndole que así iba a quedar.

Pero aquella no fue la primera vez que este hombre maltrató a su expareja. Cuando viviía juntos ella era golpeada en reiteradas ocasiones, pero por temor no lo denunció ante las autoridades y finalmente decidió ir a vivir sola, según cuenta ahora su madre.

Este caso está en conocimiento del Ministerio Público y de las autoridades policiales que están tras la pista del hombre, que luego del brutal ataque no ha dado la cara.

La mañana de este viernes, la Asociación de Abogados Gremialistas comunicó a este medio que colaborará con la víctima y su madre, para exigir las medidas de protección, ante este hecho que se considera tentativa de femicidio.

FUENTE: Irma Rodríguez Reyes