Una noche llena de emociones y mucho talento fue lo que se vivió en el escenario de los sueños, en el cuarto gran show de Yo Me Llamo.