En el culeco del Martes de Carnaval, la Calle Abajo de Las Tablas presentó una alegoría inspirada en "La danza del gran diablo" de La Villa de Los Santos.