Choupette en una foto con su malogrado dueño Karl Lagerfeld

Showbiz

Mucho antes de la muerte del diseñador Karl Lagerfeld el pasado mes de febrero, su gata Choupette se había convertido en todo un fenómeno en las redes sociales gracias a un blog y sus respectivas cuentas en redes sociales que documentaban en nombre del minino su extravagante estilo de vida utilizando fotografías suyas publicadas por terceros.

El cerebro detrás de esas plataformas es una neoyorquina llamada Ashley Tschudin que emprendió esa aventura por su propia cuenta, pero que muy pronto consiguió el beneplácito implícito del Káiser, que se rumorea que recomendaba incluso a sus amigos íntimos que siguieran la cuenta de "Choupette" en Instagram, que a día de hoy supera los 280 mil seguidores.

Publicidad

Tras el fallecimiento de Karl Lagerfeld, su adorado animal de compañía al que él mismo aseguró que legaría de una manera u otra gran parte de su fortuna quedó al cuidado de Françoise, una de las dos niñeras que se ocupaban de mimarla día y noche en ausencia del legendario director creativo de Chanel, y parece que ella no ve con buenos ojos que la presencia de Choupette en la esfera virtual quede en manos de una desconocida.

Esa sería la razón, según asegura el portal Page Six, de que ahora Françoise haya abierto supuestamente un perfil en la red social llamado @choupetteofficiel que recopila nuevas imágenes de la gata birmana y que ya siguen estrellas como Linda Evangelista o Brad Kroenig.

Por su parte, Ashley Tschudin que nunca ha visto en persona a Choupette ha asegurado a esa misma publicación que el equipo de Lagerfeld no le ha enviado una solo foto del animal desde la muerte de su famoso dueño como sí acostumbraban a hacer anteriormente.

Publicidad