EEUU Famosos -  16 de febrero 2021 - 13:47hs

Que quede claro: Salma Hayek no se casó con François-Henri Pinault por dinero

La actriz mexicana considera una ofensa tanto para su marido como para ella que alguien pueda llegar a pensar que el suyo es un matrimonio de conveniencia basado únicamente en su propia belleza y en la fortuna del empresario francés

Salma Hayek es consciente de que, a primera vista, su esposo y ella -considerada una de las estrellas más deseadas de Hollywood- pueden resultar una pareja algo extraña. Por esa misma razón, las malas lenguas siempre han afirmado que la actriz se fijó en el empresario francés François-Henri Pinault -dueño de un imperio de marcas de lujo- por su inmensa fortuna y ninguna suposición acerca de su persona le resulta más ofensiva que esa.

"A ver, en las fotografías no puedes ni empezar a hacerte una idea de lo increíble que es. Me ha hecho convertirme en mejor persona, y me ha ayudado a crecer de una manera muy sana, muy positiva. Al principio, todo el mundo decía que el nuestro era un matrimonio de conveniencia, y que yo me había casado por dinero. No me importa, que piensen lo que quieran: llevamos 15 años juntos y seguimos muy enamorados", ha afirmado Salma en el podcast 'Armchair Expert'.

En realidad, la intérprete reconoce que ella fue la primera que se formó una idea preconcebida de su ahora marido y padre de su única hija, sin molestarse en conocerle mejor, basándose únicamente en que él ya tenía tres hijos fruto de relaciones anteriores. Sin embargo, y para su propia sorpresa, Pinault consiguió que cambiara de opinión poco a poco hasta hacerle ver que, aunque en un principio no le pareciera su tipo, en realidad era el hombre de su vida.

"Él termina de trabajar, sin importar lo duro que haya sido el día, y créeme que cuenta con muchas responsabilidades, y siempre tiene una sonrisa en la cara, se alegra de volver a casa, de verme a mí y a los niños para intentar hacernos reír", ha afirmado la mexicana acerca de sus muchas cualidades.