FÚTBOL Fútbol -  2 de agosto 2015 - 14:49hs

Chileno Aránguiz admite deseo de dejar el Internacional y jugar en Europa

El centrocampista chileno Charles Aránguiz expresó su deseo de dejar al Internacional de Porto Alegre y emigrar al fútbol europeo, donde tiene una oferta de Alemania.

"En este momento hay una probabilidad de salir, de jugar en Europa. Para mí es un sueño que vivo. Hay una propuesta de Alemania, la cual me agradó mucho y creo que daría un paso muy importante en mi carrera. Espero que los directivos entiendan mi parte deportiva", declaró el chileno al programa Globoesporte, de la red Globo.

Titular de la selección chilena que se coronó campeona de la Copa América 2015, Aránguiz llegó al Internacional en 2014 y se convirtió rápidamente en uno de los bastiones del 'colorado gaúcho'.

A pesar de no revelar el nombre del club alemán, el diario deportivo Lance! señaló que el equipo interesado en el chileno es el Bayer Leverkusen, que habría ofertado 9,7 millones de euros (unos 10,6 millones de dólares) por el jugador.

Sin embargo, de acuerdo con Lance!, el Internacional negó que el equipo alemán haya presentado una oferta formal por Aránguiz, diferente del inglés Leicester City, cuya propuesta es de 15 millones de euros (unos 16,4 millones de dólares).

"Quiero ir (a Europa), tengo muchas ganas. Pero si no voy, me quedará feliz en el 'Inter' junto a mi familia", apuntó Aránguiz, quien bromeó y dijo que uno de sus tatuajes en el brazo dice "presidente (del Internacional, Vitorio Piffero), déjeme ir ahora".

El jugador expresó su "agradecimiento" a la hinchada del Internacional, a la que le pidió también "entender" su "deseo" de "crecer deportivamente" y agregó: "quién sabe si algún día retorne".

El Internacional es dueño del 50 % de los derechos deportivos del jugador, que tiene once goles en 57 partidos disputados por el equipo de la capital del sureño estado de Río Grande do Sul entre 2014 y 2015, pero que por una lesión y sus compromisos con la selección chilena no ha jugado en la liga de este año. EFE

En esta nota: