AP

Durante meses, el director de la CIA John Brennan se había mantenido firme en su insistencia de que su agencia tenía poco de qué avergonzarse después de registrar los computadores de la Comisión de Inteligencia del Senado.

Su desafiante postura cambió rápidamente después de que un devastador informe de parte de su propio inspector general se puso en contra de la CIA en cada punto clave de la disputa con el Senado.

Publicidad

De acuerdo con un resumen desclasificado del informe difundido el jueves, cinco empleados de la CIA accedieron inapropiadamente a computadores de la Comisión de Inteligencia a principios de este año durante un desacuerdo sobre los documentos sobre tácticas de interrogatorio.

Entonces, a pesar de que Brennan ordenó detener esa operación, la oficina de seguridad de la CIA inició una investigación no autorizada que la llevó a revisar correos electrónicos de miembros del personal del Senado.

Publicidad

Esas y otras conclusiones llevaron a Brennan a abandonar su postura defensiva y pedirle disculpas a los líderes de la Comisión de Inteligencia.

Publicidad

Publicidad