PARÍS Internacionales -  9 de abril 2016 - 13:43hs

Bélgica: 4 acusados de terrorismo, 2 liberados

Las autoridades belgas han acusado a cuatro sospechosos de "participación en actos terroristas" vinculados con los ataques suicidas en Bruselas, dijo la procuraduría federal el sábado.

Los detenidos Mohamed Abrini, Osama K., Herve B. M. y Bilal E. M. fueron acusados de participación en "asesinatos terroristas" y "actividades de un grupo terrorista" en relación con los ataques suicidas del 22 de marzo en el aeropuerto y el metro de Bruselas. Los ataques dejaron 32 muertos y 270 heridos.

Otros dos sospechosos detenidos en los últimos días quedaron en libertad "después de una investigación exhaustiva", según el comunicado.

Añadió que "aún no es posible confirmar" si Abrini es el "hombre del sombrero" que escapó del aeropuerto de Bruselas mientras dos atacantes suicidas vistos en el video se inmolaron en el aeropuerto y otro en el metro de la ciudad.

Las acusaciones se produjeron tras varios días de allanamientos que podrían dar a los investigadores nuevas pistas sobre la célula del grupo Estado Islámico que se cree que realizó los ataques en ambos países.

Osama K. fue identificado por medios suecos como Osama Krayem, de quien se sabía que había partido de la ciudad sueca de Malmo para combatir en Siria. La procuraduría lo acusa de ser la segunda persona presente en el ataque de la estación de metro Maelbeek y de estar presente en un centro comercial donde se compraron las maletas usadas en el ataque en el aeropuerto.

Las autoridades suecas no hicieron declaraciones sobre Osama K.

El comunicado dice que Herve B.M. es un ciudadano ruandés arrestado al mismo tiempo que Krayem y acusado de ofrecer ayuda a éste y Abrini.

Los ataques en Francia y Bélgica fueron los mayores realizados por el grupo Estado Islámico en Europa durante el último año. Los investigadores buscan desentrañar los vínculos con el grupo extremista musulmán que controla territorios en Siria e Irak.

Se había identificado anteriormente a Krayem como el que publicó fotos de Siria en las redes sociales, según Magnus Ranstorp, especialista en contraterrorismo de la Universidad de la Defensa Nacional sueca.

"También trató de reclutar gente en Malmo".

Los arrestos representaron un triunfo para las autoridades belgas luego de fuertes críticas por manejar mal las pistas en la investigación. Pero a pesar de los arrestos, Bruselas mantiene el segundo nivel de alerta, o sea que aún se considera probable un nuevo ataque.

"Tal vez hay otras células activas en nuestro territorio", dijo el ministro belga del Interior, Jan Jambon, a la televisora RTL el sábado.