AFP

"Caso sólido" o procedimiento de destitución "falso". Las dos definiciones muestran que demócratas y republicanos están en las antípodas cuando comienza una audiencia que podría acabar en una acusación formal contra el presidente de Estados Unidos.