Uganda Internacionales -  25 de enero 2021 - 20:40hs

Uganda: Juez ordena liberar al opositor Bobi Wine

Un juez falló el lunes que las fuerzas de seguridad de Uganda no pueden detener al candidato presidencial Bobi Wine dentro de su vivienda, reprendiendo a las autoridades por mantenerlo bajo arresto domiciliario tras unas elecciones cuestionadas .

Wine, cuyo verdadero nombre es Kyagulanyi Ssentamu, no ha podido salir de su casa desde el 14 de enero, cuando los ugandeses votaron en unos comicios en los que el cantante convertido en político fue el principal rival del presidente Yoweri Museveni. Las autoridades ugandesas han dicho que Wine sólo puede salir de su vivienda en las afueras de la capital Kampala acompañado por una escolta militar porque temen que su presencia en público pueda desatar disturbios.

Pero el juez indicó en su fallo que la casa de Wine no es una instalación adecuada para detenciones e hizo notar que las autoridades deberían aplicarle cargos penales si amenaza el orden público.

La embajada estadounidense manifestó en Twitter que la determinación del juez “subraya el papel de un poder judicial imparcial", y agregó que Washington “exhorta a las fuerzas de seguridad a cumplir la decisión".

Stephane Dujarric, portavoz de las Naciones Unidas, dijo que “es muy importante que las fuerzas de seguridad muestren moderación y también obedezcan... la orden".

Los abogados de Wine recibieron con beneplácito la victoria judicial, pero aún está por verse si las autoridades respetarán el mandato del juez en este país del oriente africano donde órdenes similares han sido ignoradas en muchos casos.

La policía ugandesa le dijo a los reporteros el lunes que se retirará de la residencia de Wine pero que seguirá vigilando el área. Sin embargo, horas después de la decisión de la corte, el líder opositor dijo que su casa aún estaba rodeada por soldados, “bloqueándole el acceso a todos”.

“Tal vez (como siempre) aguardando las órdenes del general Museveni sobre el próximo plan de acción", tuiteó.

Museveni ganó las elecciones con 58% de los sufragios, mientras que Wine obtuvo 34%, según los resultados oficiales. Wine insiste en que ganó y dice que puede comprobar que las fuerzas armadas estaban rellenando las urnas, votando por otras personas y ahuyentando a los electores de las casillas.