Nimay González

El abogado Ebrahim Asvat, defensa del empresario Abdul Waked, se refirió este miércoles al levantamiento de las restricciones al Grupo Editorial El Siglo y La Estrella (GESE), por parte de la Oficina de Activos Extranjeros de Estados Unidos (OFAC).

“Todo esto es producto de un esfuerzo realizado por los propios medios de comunicación sin el apoyo del Gobierno, hubo mucho respaldo de los gremios periodísticos y de la opinión pública sobre la situación que se enfrentaba, pero no fue algo que vino voluntariamente de parte de la OFAC”, resaltó el jurista en la edición Matutina de Telemetro Reporta.

Publicidad

Agregó que, en el caso Waked hay dos elemento importante, el primero el tema penal que no se trata de una delación premiada, sino de un acuerdo “instigado por la propia fiscalía de sacarlo (a Nidal Waked) de estos cargos pero salvando algún tipo de cara”, desvinculándolo de los delitos de fraude bancario al banco estadounidense y de conspiración para lavado de dinero del narcotráfico.

El otro elemento es el caso OFAC, el cual es “totalmente administrativo como parte de la política exterior de los Estados Unidos que tiene el Departamento de Estado con la cual castiga a empresas que realizan negocios con países considerados enemigos, países que tienen embargo por parte de los Estados Unidos, y últimamente añadieron otros dos elementos adicionales, uno con él tema de la lucha contra la droga y el lavado de activo para hacerle la vida imposible a los capos aunque no tuviese suficiente prueba para poder juzgarlo... eso de aprobó en el Gobierno del presidente Clinton, por eso se llama Lista Clinton”.

Publicidad