Irma Rodríguez Reyes

El embajador de la República Popular China en Panamá, Wei Qiang reaccionó sobre los comentarios que salieron a relucir tras la visita del secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, la semana pasada, y afirmó que los vínculos que construyen con Panamá son de entera "transparencia, igualidad y respeto".

"No estamos interesados para nada en juegos de poder, ni tampoco estando en Panamá pretendemos reemplazar la influencia de nadie. Tampoco podríamos, somos un país en vías de desarrollo y tampoco nos gustaría perjudicar los intereses de otras partes", expresó Qiang al ser cuestionado en un evento, sobre las supuestas advertencias que haría Pompeo al presidente Juan Carlos Varela, sobre hacer negocios con China.

Publicidad

El embajador defendió las relaciones diplomáticas que entabla en América, enfatizando que, las empresas chinas con presencia en Panamá, además dijo que aunque son abiertos a críticas constructivas, no aceptarán "críticas denigrantes".

"Eso de abrir bien los ojos para supervisar qué tal, cómo se portan empresas chinas en rídiculo, porque hasta donde tengo conocimiento nosotros respetamos a Panamá como un Estado de derecho, el récord de empresas chinas que operan en Panamá ha sido intachable", puntualizó Qiang.

Publicidad