Vivir una intensa historia de amor y escoger el debut de Panamá en el Mundial Rusia 2018 para contraer matrimonio y pasar la luna de miel disfrutando de los partidos de fútbol que se viven en los monumentales estadios de este país, es definitivamente una experiencia inolvidable y a su vez, una historia que hay que contar.