Terminé mi recorrido con más preguntas que respuestas, con dudas. Si lo que estaba viendo y fotografiando se podría publicar y cuál sería la reacción de las personas y fue así como hice mi primer recorrido por El Chorrillo y Santa Ana, pero no sería el último.