MADRID Economía -  25 de febrero 2014 - 18:39hs

Repsol inicia "una nueva etapa" con acuerdo YPF, que reduce su beneficio 81%

El presidente de la petrolera española Repsol, Antonio Brufau, declaró hoy que la compañía inicia "una nueva etapa más potente desde el punto de vista financiero" tras alcanzar un acuerdo con el Gobierno argentino sobre la compensación por la expropiación del 51 % de las acciones de YPF en 2012.

La petrolera española anunció hoy también que su beneficio se redujo un 81% en 2013 en relación al año anterior ya que las cuentas han estado afectadas por los "saneamientos extraordinarios" de 1.279 millones de euros (unos 1.757 millones de dólares) realizados por la compañía para adaptar la valoración de las acciones expropiadas de YPF al importe fijado en el acuerdo de compensación, que fue aprobado hoy por el Consejo de Administración.

Brufau se mostró satisfecho por el pacto y destacó el apoyo "de todo el Consejo de Administración" y de las autoridades de España para lograr un "acuerdo amistoso" que ponga fin al contencioso que mantenían Argentina y Repsol.

El acuerdo establece una serie de mecanismos para garantizar que Repsol recibirá una compensación de 5.000 millones de dólares (3.700 millones de euros) en deuda argentina.

Asimismo, prevé la retirada de todos los litigios judiciales pendientes, incluido el arbitraje en el Banco Mundial, y la renuncia a futuras reclamaciones.

Brufau reconoció el "esfuerzo" de todos los empleados y valoró el pacto porque "libera energías desde un punto de vista jurídico y desde un punto de vista gerencial".

En cuanto al futuro, Brufau señaló que a partir de ahora la petrolera española afronta sus retos "con mayor ilusión, con mayor garantía de éxito y, sin lugar a dudas, con mayores posibilidades de crecimiento".

El Consejo de Administración de Repsol aprobó hoy el acuerdo de compensación por la nacionalización por parte del Gobierno argentino del 51 por ciento de las acciones de YPF que tenía la petrolera española.

Según la información remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores por Repsol, el acuerdo articula una serie de mecanismos financieros para asegurar que la compensación se hará efectiva.

Para articular el pago, Argentina emitirá deuda soberana por un importe real o de mercado de al menos 4.670 millones de dólares (unos 3.380 millones de euros), independientemente de su valor nominal.

Repsol anunció hoy un beneficio ajustado de 382 millones de euros (unos 524 millones de dólares) en 2013, un 81 % menos de los 2.048 millones de euros (unos 2.813 millones de dólares) del año anterior, en unas cuentas que han estado lastradas por la provisión realizada por el acuerdo de compensación de YPF.

Según informó la compañía en un comunicado, el beneficio neto -que tiene en cuenta la valoración de las reservas- se situó el pasado año en 195 millones de euros (unos 268 millones de dólares), un 90,5 % menos de los 2.060 millones de 2012.

Las cuentas del pasado ejercicio han estado afectadas por los "saneamientos extraordinarios" de 1.279 millones de euros realizados por la compañía para adaptar la valoración de las acciones expropiadas de YPF al importe fijado en el acuerdo de compensación, que ha sido aprobado hoy por el Consejo de Administración.