República Centroafricana Internacionales -  30 de marzo 2014 - 17:52hs

Soldados chadianos mataron a 24 personas en Centroáfrica

Soldados chadianos mataron al menos a 24 personas e hirieron de gravedad a más de cien al disparar contra la población en Bangui, la capital centroafricana, según un nuevo balance oficial comunicado este domingo.

Los soldados chadianos, integrantes de la fuerza africana desplegada en el país, la MISCA, habían ido el sábado a repatriar a sus compatriotas que huyen de la violencia. Según una fuente de esa fuerza, los soldados fueron blanco de un ataque con granada, al que respondieron disparando contra la población.

"Ya hay 24 cadáveres contados y recogidos, y más de 100 heridos graves" en los barrios del norte de Bangui, declaró a la prensa Odette Dombolo, alcaldesa de Bégoua, un pequeño municipio de la periferia de Bangui. Dombolo precisó que el balance es provisional.

Previamente, una fuente de la MISCA había hecho un balance de al menos ocho muertos.

La República Centroafricana está sumida desde hace un año en la violencia entre las comunidades musulmana y cristiana, que hace temer a la ONU un genocidio y una limpieza étnica.

Según un oficial de la fuerza panafricana, que pidió el anonimato, "los soldados chadianos fueron blanco de una granada, que hirió a uno de ellos, y entonces respondieron".

Uno de los portavoces de las milicias antibalaka, principalmente cristianas, Brice Namsio, rechazó esta versión: "es una provocación (...) nadie atacó a los chadianos".

"Los soldados chadianos se pusieron a disparar a diestro y siniestro. Los vecinos de los barrios del norte de la capital, presas del pánico, salieron huyendo, de forma que hubo una desbandada generalizada", indicaron habitantes de la zona, contactados por teléfono.

En Bangui hay incidentes habituales entre de un lado las milicias antibalaka y la población, mayoritariamente cristiana, y del otro lado los soldados chadianos.

A estos soldados se les acusa de complicidad con la milicia Seleka, en su mayoría musulmana, que tomó el poder en marzo de 2013 en la República Centroafricana. Su presidente, Michel Djotodia, se vio no obstante obligado a dimitir el pasado enero y ahora gobierna una presidenta interina, Catherine Samba Panza.

Las MISCA, de más de 6.000 hombres, dependiente de la Unión Africana, está presente en el país, así como 2.000 soldados franceses. Las fuerzas europeas también se comprometieron a enviar unos mil hombres.