WASHINGTON Internacionales -  31 de marzo 2014 - 17:57hs

EEUU: Con fallas avanza registro al plan de salud

Una avalancha de solicitantes de último minuto se apresuraban para contratar un seguro médico antes de la noche del lunes —cuando se cumple el plazo para registrarse en alguno de las coberturas privadas disponibles— con más de 100.000 personas usando el sistema a la vez a pesar de una nueva serie de fallas técnicas intermitentes.

Los partidarios del nuevo plan de salud del presidente Barack Obama, llamado popularmente Obamacare, se desplegaron por todo Estados Unidos en un empujón final para inscribir a todos los estadounidenses sin seguro médico.

La página HealthCare.gov estuvo fuera de servicio durante casi cuatro horas la madrugada del lunes, pero las autoridades pudieron resolver el problema de software.

El sistema volvió a operar poco antes de las 9 de la mañana, hora de la costa este, hasta que el sitio volvió a colapsar por otro contratiempo temporal en la tarde.

El sistema, agobiado por problemas técnicos cuando fue lanzado durante el último trimestre del año pasado, ha estado funcionando mucho mejor en los últimos meses y las autoridades dijeron que estaba operando a plena capacidad el lunes.

En el hospital Norwegian American de Chicago, varias personas comenzaron a hacer cola poco después de las 7 de la mañana para recibir ayuda en el proceso de contratar un seguro médico privado subvencionado.

Lucy Martínez, una madre soltera con dos niños y desempleada, dijo que intentó inscribirse en una clínica en otra parte de la ciudad, pero que siempre se topaba con problemas. Dijo que tenía que esperar y esperar sin que la llamaran por su nombre, o le pidieron documentación que antes le habían dicho que no necesitaba. Su madre diabética empezaba a sudar, por lo que tenían que irse.

Martínez dijo que su madre finalmente puso inscribirse con éxito el domingo en un sitio diferente.

"Organizaciones de todo el país se han movilizado para este momento", dijo Ron Pollack, director ejecutivo de Families USA (Familias EE.UU.), un grupo que ha apoyado la reforma de salud desde sus inicios.

En un centro comunitario de Houston, había inmigrantes de Etiopía, Nepal, Eritrea, Somalia, Irak, Irán y otras zonas afectadas por conflictos. Muchos trataban de nuevo de inscribirse después de no haber podido completar sus solicitudes previamente.

Además de necesitar ayuda con la contratación en sí, debieron esperar la asistencia de intérpretes. Muchos de ellos pidieron el día libre en sus trabajos, con la esperanza de completar el proceso antes del plazo.

El gobierno federal y los estados tienen la esperanza de cumplir su nueva meta: inscribir a alrededor de 6,5 millones de personas para que reciban subsidios —créditos fiscales— y puedan reducir el costo de sus primas de seguro médico privado.

El nuevo objetivo está a medio camino entre una meta revisada de 6 millones y el objetivo inicial de 7 millones. El primer objetivo se redujo después de un lanzamiento desastroso de la página durante el último trimestre del año pasado. El sitio estuvo fuera de servicio durante la mayor parte de octubre.

Los nuevos mercados de seguros ofrecen cobertura médica privada subvencionada a aquellas personas que no tienen cobertura a través de sus trabajos.

La página federal fue creada para atender a los residentes de 36 estados, pues 14 estados y el Distrito de Columbia montaron sus propios sitios, algunos de los cuales se han visto congelados por problemas técnicos.

Aunque el 31 de marzo es el último día oficial para inscribirse, millones de personas son elegibles potencialmente para recibir prórrogas.

Entre ellas están quienes comenzaron la inscripción en el plazo establecido, pero no lo completaron, ya sea por errores, información faltante o fallas técnicas del sitio.

El gobierno ha dicho que aceptará solicitudes en papel hasta el 7 de abril y que destinará todo el tiempo necesario para resolver los casos inconclusos en HealthCare.gov. Las reglas pueden variar en aquellos estados que tienen sus propios mercados de seguros.

Los nuevos mercados en línea fueron creados por la ley de salud de Obama, la Affordable Care Act (Ley de Atención Médica Asequible).

En esta nota: