Revisan posible trayectoria de avión perdido

AP

Un grupo de expertos analizará de nueva cuenta toda la información reunida en los casi dos meses de búsqueda del avión perdido de Malaysia Airlines para asegurarse de que las cuadrillas que han explorado una remota franja del Océano Índico han rastreado en el lugar correcto.

Autoridades de Malasia, Australia y China se reunieron el lunes en la capital australiana para decidir qué pasos tomarán a continuación en la búsqueda del vuelo MH370, que se enfocará en una franja de lecho marino en el Índico al occidente de la costa de Australia.

Publicidad

Esa zona de convirtió en el centro de la búsqueda luego de que un grupo de analistas calculara la ruta más probable del avión a partir de los datos de satélite y radar de los que se dispuso.

Angus Houston, coordinador de los trabajos de búsqueda, dijo que la información será revisada una vez más y se combinará con la obtenida durante la operación a partir del miércoles; los trabajos no han rendido frutos pese a que las tripulaciones involucradas recorrieron más 4.600 millones de kilómetros cuadrados (1,8 millones de millas) de mar.

Publicidad

"Llegamos a esta etapa del proceso que es muy sensible en la que vamos a revisar toda la información que hemos reunido, todo el análisis que se ha hecho para asegurarnos de que no hay fallas, que las conclusiones son las correctas", dijo Houston a los periodistas en Canberra.

Los investigadores han ido a paso lento por la ausencia de datos duros acerca del destino del avión que desapareció el 8 de marzo cuando volaba de Kuala Lumpur a Beijing. La búsqueda de restos del accidente en la superficie finalizó la semana pasada luego de que las autoridades llegaron a la conclusión de que cualquier resto de accidente que pudiera haber flotado ya está hundido.

"Desafortunadamente de todo ese proceso no resultó nada", dijo el ministro australiano de Transportes Warren Truss. "Hemos confiado en que la información acerca de la zona de búsqueda era la correcta, pero en la práctica esa confianza no nos ha llevado hallar pista alguna de la nave".

Houston ha advertido que la búsqueda subacuática podría alargarse hasta un año.

Houston y Truss se reunieron con el ministro de Defensa malasio Hishammuddin Hussein y el ministro de Transporte de China Yang Chuantang en Canberra para definir los pasos a seguir en la búsqueda subacuática que se enfocará en un área de 60.000 kilómetros cuadrados de lecho marino. Las autoridades han entrado en contacto con gobiernos y contratistas privados para saber si tienen equipo que pueda explorar a mayor profundidad que el submarino robot Bluefin 21, que ha pasado semanas explorando el lecho marino en la zona donde en abril se captaron sonidos como los que emiten las cajas negras de los aviones.

El submarino está limitado por el hecho de que sólo puede sumergirse a una profundidad de 4,5 kilómetros (2,8 millas) y se cree que partes de la zona tienen mayor profundidad. Otra dificultad es que en realidad nadie sabe cuál es la profundidad de la zona de búsqueda.

Publicidad

Publicidad