EEUU Internacionales -  26 de agosto 2015 - 17:04hs

Holmes condenado a cadena perpetua por ataque en Colorado

James Holmes fue sentenciado el miércoles a prisión perpetua sin posibilidad alguna de libertad condicional por el asesinato de doce personas en un cine de Colorado.

El juez de origen salvadoreño Carlos Samour Jr. dijo que el acusado era alguien que había renunciado a la vida y que canalizó su odio y resentimiento en la matanza de inocentes y afirmó que "era casi inconcebible cómo un ser humano es capaz de dichas acciones".

El magistrado contrastó el ataque mortífero de Holmes con la compasión de un jurado que votó por la cadena perpetua en vez de la pena de muerte y agregó que el juicio fue justo, aunque algunas víctimas se decepcionaron de que no le hubiesen impuesto la pena capital.

"Creo en el sistema", dijo Samour. "Lo dije antes y lo repito. Creo en el sistema".

Samur sentenció formalmente a Holmes a pasar el resto de su vida en la cárcel por el asesinato de doce personas. A la cadena perpetua se agregaron más de 3.200 años por intentos de asesinato y una condena por explosivos.

El juez no tenía otra opción después que un jurado este mes no estuvo de acuerdo en la pena de muerte. Samur dictó sentencia después de dos días de testimonios de sobrevivientes y socorristas.

Pero antes aplazó el dictado formal de la sentencia durante más de media hora el miércoles para responder a quejas de que el juicio fue una pérdida de tiempo y para defender la integridad del sistema de justicia.

Samour también respondió a la insinuación de algunas víctimas de que Holmes tendría una vida cómoda en la cárcel, que por el contrario, dijo, es un ambiente severo y lleno de restricciones.

Agregó que Holmes que abandonó a sus amigos, su familia y su vida "decidió que si abandonaba, se llevaría a otros con él", añadió.

El juez dictó sentencia después de dos días de testimonio de las víctimas acerca del impacto que tuvo el hecho en sus vidas, y una declaración de la madre de Holmes, Arlene, quien dijo que su hijo siente remordimientos, aunque debido a su enfermedad mental y los medicamentos que toma se le hace difícil expresarlos.

"Sabemos que esto es muy, muy difícil que la gente lo comprenda", declaró Arlene Holmes. "No podemos sentir su dolor en toda su magnitud. Solo podemos escuchar lo que han dicho y rezar por ustedes... Lamentamos mucho que haya sucedido esta tragedia y que todos hayan sufrido tanto".

Los jurados rechazaron la declaración de demencia de Holmes y lo declararon culpable de haber matado a 12 personas e intentar matar a otras 70 al abrir fuego en un cine atestado en un suburbio de Denver el 20 de julio de 2012. Según los fiscales, 11 jurados votaron por la pena de muerte y uno por prisión perpetua. La ley de Colorado exige que la pena de muerte sea aprobada por unanimidad, y por eso Holmes fue sentenciado a perpetua.