ANKARA Internacionales - 

Turquía, preocupada por avance de sirios curdos hacia Raqqa

Estados Unidos prometió a Ankara que las fuerzas curdas, que tienen respaldo de Washington, solo participarán en el sitio del feudo del grupo extremista Estado Islámico en Siria, Raqqa, pero no entrarán a la ciudad una vez sea liberada, dijo el máximo diplomático turco el martes.

Las declaraciones del ministro de Exteriores, Mevlut Cavusoglu, reflejan la preocupación de Ankara por el creciente terreno que han ganado los combatientes curdos en Siria durante su campaña contra los extremistas de EI. Turquía considera que la milicia curda siria es una organización terrorista, ya que apunta que es una extensión de los ilegalizados rebeldes curdos turcos.

Una campaña apoyada por Estados Unidos busca recuperar el control de la ciudad de Raqqa — la capital de facto del grupo Estado Islámico — de manos de los extremistas. Los enfrentamientos se libran bajo la bandera de una alianza de mayoría curda conocida como Fuerzas Democráticas Sirias (SDF, por sus siglas en inglés). El lunes, los combatientes curdos hicieron pequeños avances en localidades al norte de su objetivo.

Las SDF cuentan con el respaldo de varios ejércitos occidentales y Estados Unidos las reconoce como la fuerza más efectiva en su lucha contra los extremistas, pero sus diferencias con Turquía y otros grupos sirios podrían complicar la campaña.

En Ankara, Cavusoglu dijo a reporteros que espera que Estados Unidos mantenga su promesa aunque recordó que Washington había prometido antes que combatientes curdos sirios se retirarían de la localidad de Manbij, algo que por el momento no ha ocurrido.

Según Cavusoglu, durante la última visita del jefe del Estado Mayor de la Defensa de Estados Unidos, Joe Dunfords, a Turquía, los estadounidenses dijeron que los combatientes sirios curdos "solo tendrán un papel en el sitio a Raqqa y de ninguna forma entrarán a la ciudad".

"Esperamos que este sea el caso y esperamos que nuestros socios mantengan sus promesas", declaró.

Las autoridades estadounidenses no se manifestaron de inmediato.

Turquía prefiere que fuerzas árabes "locales" entren a Raqqa, respaldadas por la coalición liderada por Estados Unidos, y posiblemente con tropas de tierra turcas, agregó.

"Faltan semanas para la operación de Raqqa", dijo Cavusoglu. "Nuestro consejo es que las fuerzas locales estén respaldadas por nuestras fuerzas especiales".

Los residentes de Raqqa no darán la bienvenida a las fuerzas curdas, sugirió también el canciller. Si "los terroristas entran a la ciudad (...) no deberíamos obligar a la gente a elegir entre dos males".

FUENTE: AP

En esta nota: