Corea del Sur Internacionales - 

Piden arresto de hija de confidente de presidenta surcoreana

Los investigadores que atienden el escándalo en torno a la presidenta surcoreana impugnada Park Geun-hye solicitaron la detención de la hija de la confidente de Park, Choi Soon-sil, que enfrenta cargos penales por presuntamente extorsionar a compañías y manipular asuntos de Estado.

Tras la petición de los investigadores, el Ministerio del Exterior de Seúl informó el jueves que pronto ordenará a Yoora Chung, hija de la encarcelada confidente y que se cree se encuentra en Alemania, que entregue su pasaporte. El portavoz del Ministerio, Cho June-hyuck, destacó que el pasaporte será anulado en caso de que Chung no lo entregue a fin de evitar que huya del país.

Un funcionario que forma parte del equipo de investigación liderado por el fiscal especial Park Young-soo había indicado anteriormente que obtuvieron una orden de arresto de Chung y que solicitaron ayuda de los fiscales alemanes para encontrarla y obtener evidencia, como sus registros telefónicos y de sus transacciones financieras. Un fiscal alemán aseguró a medios surcoreanos que Alemania cooperará con los investigadores de Corea del Sur.

Choi es sospechosa de haber aprovechado su relación con la presidenta para lograr que Chung, una atleta ecuestre, ingresara a una prestigiosa universidad pese a contar con calificaciones cuestionables. Lee Jae-yong, el vástago de Samsung, el grupo empresarial más grande de Corea del Sur, se disculpó por haber usado fondos corporativos para comprar un caballo para Chung, pero negó que el grupo haya buscado a cambio favores de Choi o del gobierno de Park.

Samsung se encuentra bajo sospecha de haber patrocinado a Choi en un esfuerzo por ganar el apoyo del gobierno en una polémica fusión entre dos afiliadas el año pasado, operación que permitió a Lee promover mucho más una transferencia de liderazgo de padre a hijo y le dio riqueza corporativa al grupo. El padre de Lee, el presidente de Samsung Lee Kun-hee, se encuentra hospitalizado desde que sufrió un ataque cardiaco en 2014.

El parlamento surcoreano, controlado por la oposición, votó el 9 de diciembre para impugnar a la presidenta Park, que la fiscalía acusa de coludirse con Choi en las extorsiones por dinero y favores de las compañías más grandes del país y permitir a Choi interferir con asuntos del gobierno.