Un tribunal danés dictó hoy cuatro semanas de prisión preventiva para la hija de Choi Soon-sil. Foto/AFP

EFE

Un tribunal danés dictó hoy cuatro semanas de prisión preventiva para la hija de Choi Soon-sil, la llamada "Rasputina surcoreana" y protagonista del escándalo que causó la destitución de la presidenta de Corea del Sur, Park Geun-hye.

Chung Yoo-ra, contra la que hay una orden de arresto internacional, fue detenida anoche en un piso a las afueras de Aalborg, en el oeste de Dinamarca, tras recibir la policía danesa un aviso de una periodista surcoreana.

Publicidad

Aunque no hay ninguna acusación contra Chung en Dinamarca, el tribunal de Aalborg decidió su ingreso en prisión porque cree que hay motivo para que intente huir mientras se tramita la solicitud de extradición enviada por las autoridades surcoreanas.

La Fiscalía surcoreana cree que Chung recibió trato preferencial en la universidad y el bachillerato -cuyo título se le ha retirado por considerar que sus calificaciones y registros de asistencia fueron falsificados- por los lazos de su madre con la presidenta.

Publicidad

Choi, amiga íntima de Park, está considerada el cerebro de la trama de corrupción y tráfico de influencias que ha llevado al Parlamento a destituir a la presidenta, una decisión que aún debe ser ratificada por el Tribunal Constitucional.

La "Rasputina surcoreana" está acusada de intervenir en asuntos de Estado a pesar de no ostentar cargo público y extorsionar a grandes empresas para obtener dinero que se habría apropiado parcialmente, entre otros cargos.

La Fiscalía cree que el grupo Samsung, el mayor del país, firmó un contrato por valor de unos 22.000 millones de wones (unos 17,3 millones de euros) con una empresa con sede en Alemania propiedad de Choi y dio además apoyo financiero para que Chung, que se dedica a la hípica, entrenara en el país teutón y adquiriera caballos.

Chung, que justificó precisamente su estancia en Dinamarca con sus ocupaciones relacionadas con la hípica, negó hoy las acusaciones, aunque admitió haber firmado papeles que le fueron presentados por su madre varias veces.

La joven, de 20 años y que ha apelado la decisión del tribunal danés, fue detenida mientras estaba en compañía de su hijo de 19 meses y la niñera.

Publicidad

Publicidad