Pese a los abucheos que a ratos opacaban su voz, el presidente de la República de Panamá, Ricardo Martinelli, ofreció un breve discurso durante el acto de inauguración de la nueva sede del Tribunal Electoral, donde aseguró que las voces que hablan de un debilitamiento de la democracia "son puro cuento, puro humo".